Lista Forbes 2011. Los más ricos de España
Un año más llega Forbes con su famosa lista para decirnos quiénes son las personalidades que más dinero tienen en este mundo en el que las fortunas deberían estar un poquito más repartidas. Forbes lleva muchísimos años elaborando estas listas y se han convertido en una empresa muy prestigiosa y que cuenta con el reconocimiento de todo el mundo en lo que a la elaboración de listas se refiere, ya que no solo son los millonarios sino que también las hacen de empresas, casas, hoteles… Si quieres saber quién son los más ricos de España, aquí los tienes:

- El número 1 lo ocupa Amancio Ortega, creador de Inditex, el mayor grupo textil del mundo y que se calcula que tiene una fortuna de unos 18.300 millones de euros, lo que le vale también para ocupar el puesto número 7 a nivel mundial. Y pensar que comenzó con una pequeña tienda de batas y pijamas en A Coruña… Zara, Pull & Bear, Bershka y muchas marcas más forman un grupo que tiene más de 5.000 tiendas en 77 países.

- El segundo lugar le corresponde también a alguien del sector textil, Isak Andic, quien abrió la primera tienda de Mango en 1984 en Barcelona y tiene una fortuna personal de unos 4.400 millones de euros. Hoy en día Mango es una marca reconocida y valorada en todo el mundo.

- Rosalía Mera ocupa el tercer lugar y es la persona que fundó Inditex con Amancio Ortega, además de haber estado casados y tenido dos hijos. Tiene un 7% de Inditex y una fortuna personal de unos 4.200 millones de euros.

- Manuel Jové comenzó siendo carpintero y terminó creando la que hoy es la empresa inmobiliaria más importante de España, Fadesa. 2.100 millones de euros es su fortuna personal.

- Cierra el Top 5 Juan Roig, Presidente de Mercadona, que tiene una fortuna personal de 2.000 millones de euros. Su empresa abarca actualmente un 27% de cuota de mercado, la mejor cifra teniendo en cuenta que el sector se estancó hace tiempo y que hay muchísimas empresas de alimentación.

Y digo yo, ¿qué hace una persona que tiene miles de millones? A mí seguramente no me durarían, parecen imposibles de gastar, pero yo soy de las que piensa que todo ese dinero en un banco no hace nada ya que con una mínima parte pueden vivir tus descendientes de las diez próximas generaciones sin tener que trabajar.